lunes, noviembre 13, 2006

Encuentros mágicos

Encuentros mágicos, fugaces, que marcan, encuentros que el destino nos regala y que no sabemos porqué recordaremos siempre...Hace tres días tuve uno de esos encuentros maravillosos... Era un viernes de esos en que uno se plantea si ha vuelto a los dieciséis años, un día de esos en que no puedes dejar de reír, un dia de esos en que te encomiendas a la lujuria. El mundo te parece un lugar perfecto, las relaciones y las charlas con los desconocidos fluyen de manera atural, y te sientes en paz con la humanidad, te sientes feliz, sientes que todo marcha bien. Allí a donde vas encuentras besos y abrazos, personas que te conocen, y es que a veces da gusto volvera esos lugares donde no logras, aunque quieras, pasar desapercibido, donde todo el mundo sabe tu nombre, donde todo el mundo baila al mismo son, donde todo el mundo es un pedacito de tu pasado... la ebriedad puede superar límites insospechados, y una no sabe muy bien como ha acabado danzando balet con veinte personas en medio de la calle, pero le da igual, porque es un momento irrepetible que quedará grabado por siempre en su memoria. Conocidos, amigos y gente que sencillamente pasaba por allí, personas que se unían a nuestra fiesta, todos jugando a ser bailarinas, fingiendo que no hemos crecido, cantando a grito pelado Manolo García, plantando sueños de marihuana y tocando guitarras, bajos, pianos y baterias imaginários... por no mencionar el recital de poesía a lo Club de los Poetas Muertos, o la paranoia de imaginarse a Aristóteles cantando en tu móvil: "Tengo, tengo la camisa negra, porque negra tengo el aura..."
Ya veis, salir de fiesta con filósofos es divertidíssimo, además de surrealista. Gente que piensa, que va de frente, que comprenden que el mundo puede ser un lugar mejor y luchan para que lo sea, personas que en el fondo conservan la fe en el ser humano y te devuelven la esperanza.... no hay mejor compañia que la sabiduría, es una pena que esté tan mal pagada.
Como era de esperar acabamos todos tirados por el suelo mirándo las estrellas (vicio que me encanta y que practico a menudo, sobretodo con personas a las que amo). El suelo es increíble, es eterno, está por todas partes, y lo mejor que tiene es que puedes utilizarlo a tu antojo, sirve para todo (sobretodo para dar besos cerca de él), es una fuente de recursos inagotable. Me acerqué a un grupo que estaba a nuestro lado y les pregunté si podían darme un cigarrillo. Una de las chicas, morena, pequeñita, con unos grandes ojos azules, extendió sin dudar su mano y me lo ofreció.
-Gracias-le dije.
-Sí, dale las gracias de verdad- me dijo mi restauradora de sueños- porque nosotros ya le hemos pedido dos cuando hemos salido, pobrecilla, la estamos asediando...
Y es que a las seis de la mañana el tabaco escasea, y cuesta mucho encontrar un alma caritativa que apague tu ansia (y tus vicios), ya sabemos todos que por desgracia la bondad gratuita está en peligro de extinción, y el dar sin esperar ya no se lleva, que pena :(
Así que con toda la sinceridad y la naturalidad del mundo miré a la chica y le dije:
-Perdona, no sabía que ellos ya te habían pedido, que buena eres... te amo, te amaré toda mi vida.
Ella me miró con aquellos ojos de mar, y sonriendo me dijo:
-Eres preciosa...
Y yo, sonrojándome, me quedé muda, compungida, no esperaba aquella reacción (una vez más pensé: por decir lo que pienso sin pensar lo que digo más de un beso me dieron, y más de un bofetón). Quizá es que mi agradecimiento fue profundo y ella supo capatar la belleza del momento... o quiza ya nos habíamos conocido en otra vida y no podíamos recordarlo.
-Has hecho algo muy bello...- me dijo- no voy a olvidarlo nunca. A partir de este momento cada vez que esté triste o tenga ganas de llorar pensaré que no estoy sola... pensaré que por algún lugar, en algún rincón de este mundo, hay una persona que me amará siempre... una chica, una chica que un día me miró y me lo dijo sinceramente, una chica que había aprendido a dar las gracias con el corazón...
-De acuerdo- murmuré con timidez mientras me perdía en su mirada- y yo jamás olvidaré que desde este momento, en algún lugar de este mundo, hay un alma pura, un alma de ojos azules a la que amaré toda mi vida...
Y ella volviendo a sonreir me abrazó... y se fue, dejándome envuelta en magia y en paz.
Es precioso encontrar estos rayos de luz entre tanta oscuridad, esos rayitos de sol que nos acarician suevemente el corazón... así que cogí pluma y papel, porque merecía ser escrito.

PD: Por cierto tesoro, esta mañana estaba vaciando los bolsillos de mis pantalones, ¿y a qué no sabes que he encontrado? ¡¡¡LA PIEDRECITA QUE ME DISTE AQUELLA NOCHE!!!Me fascinó, y la guardé para que no se perdiera, no recordaba donde la había dejado, últimamente me lo meto todo en los bolsillos, no sé que me pasa... La llevaré conmigo siempre, siempre, siempre... la cuidaré y la protejeré, y ella a mí... te adoro, y me vuelve a doler la nuca de mover tanto la melena... ¡¡¡pero es que cuando estás tú no puedo evitar saltar contigo y con los bucles de tus cabellos!!! ¡+ Arriba, + arriba, + arriba! Donde la realidad no pueda envenenarnos el alma... y porque siempre es mejor más que menos ;)

7 comentarios:

tormenta del mar dijo...

UN RELATO MARAVILLOSO Y CONMOVEDOR! ME HUBIERA GUSTADO ESTAR MIRANDO LAS ESTRELLAS CON USTEDES!
ESCRIBISTE UN MOMENTO MÁGICO CON LETRAS MÁGICAS Y LLENAS DE LUZ!
VEO QUE ERES UNA LINDA PERSONA, ES BUENO ENCONTRAR GENTE ASÍ, ME DA MAS ESPERANZAS EN EL MAÑANA!

BESOS DE HADA PARA TÍ Y...VOLVERÉ A VISITARTE! NO TE PIERDAS VOS Y REGRESA A MI CASA!

Darky dijo...

Los momentos magicos siempre se quedan en el corazon, me alegra que hayas encontrado otro para tu alma.

Besos princesa.

Freyja dijo...

eres un encanto
hay encuentros magicos que queda hasta debajo de la piel y en el alma
me gusto este encuentro
TU ERES PRECIOSA, TU ABRISTE TU PUERTA Y ME DEJASTE ENTRAR
MI NIÑA ERES RE LINDA
gracias po tus bellos saludos en Sucesos, siempre esta la fuerza de seguir conquistando la vida
el dolor pasa con el tiempo
te dejo mil besitos y mi cariño
que sea una linda semana
y mi abrazo de oso
ahhh y mi mano amiga



besos y sueños

DE PROPOSITO dijo...

'ENCONTROS MÁGICOS' Na verdade há encontros que são mágicos, mas outros nem por isso. Há encontros que desejávamos que não tivessem acontecido. E por vezes se sabemos que 'a peça a encontrar' está numa rua, caminhamos por outra para nem sequer lhe sentirmos o cheiro. Depois há os encontros com coisas mundanas 'tabaco, alcool, etc', um sem fim de coisas perniciosas.
Quero que fiques bem.
Um beijinho para ti.
Manuel

gonzalo dijo...

tines la mirada de una obrera o la de un sacerdotisa de cártago?

Heredero de los Sueños dijo...

..tu... y tus encuentros mágicos... VOLARÁN.... TAN ALTO, COMO JAMÁS LO HAYAS IMAGINADO.

HdQ

Anónimo dijo...

La magia JAMAS se descarta
"you can do magic"
;)